domingo, 31 de enero de 2010

Becari@s visita la Universidad San Jorge

La Universidad San Jorge contó con la presencia de los responsables de "Becari@s", la popular miniserie creada por Tele5 para ser emitida en Internet. Ricardo Marino, productor de la serie y responsable de los formatos multimedia de la cadena, ofreció junto a los protagonistas de la serie, Guillermo de la Vega (Willy) y Diego Larrinaga, una interesante charla acerca de los contenidos de este nuevo formato de fiction-online.

A pesar de que sus comienzos fueron difíciles, la serie ha conseguido hacerse un hueco entre los internautas que día tras día navegan en la red en busca de nuevos contenidos. Con más de un año y medio de rodaje, y cuatro temporadas a sus espalas, Willy y Diego dejaron atrás las fotocopias para convertirse en los protagonistas de una miniserie que parodia en clave de humor las desventuras de los becarios que tratan de abrirse camino una vez terminan su carrera. 

"Buscábamos enlazar la televisión con Internet", afirmó Ricardo Marino, "y gracias a una propuesta innovadora hemos logrado que nuestros contenidos lleguen a emitirse en la TDT". La serie comenzó con unos pocos voluntarios, y los capítulos no superaban los tres minutos. "Las pérdidas eran grandes, durante los primeros meses llegamos a invertir unos 3.000€. Ahora Willy y Diego cobran por este trabajo", comentó Ricardo, entre las risas de sus compañeros.

Al principio la fotocopiadora era usada como excusa para centrar la trama, pero gracias al boom mediático han podido dar rienda suelta a su imaginación y tratar diversos temas que antes les parecían imposibles. "No imitamos a Camera Café", explicó Willy, "sabemos que tenemos un formato similar, pero tratamos de innovar rodando también en exteriores. Poco a poco las empresas fueron interesándose por "Becari@s" y comenzaron a introducir publicidad en sus capítulos mediante la novedosa técnica denominada product-placement.

"La clave de la serie es la frescura, es un producto natural y desenfadado", declaró Diego. Gracias a su homogeneidad (todos los que participan en la serie desempeñan diferentes roles dentro de la misma) y al apoyo de la cadena han logrado que marcas tan importantes como AXE, y diversos personajes del panorama televisivo participen en la serie, lo que le da un toque diferente respecto a otras.

Más tarde, en la ronda de preguntas, los alumnos de primero de Periodismo y de Comunicación Audiovisual tuvieron la oportunidad de preguntar a los contertulios acerca del funcionamiento del mundo de la televisión. Cuestiones tan importantes como la "telebasura" o el vertiginoso avande ce YouTube en el sector online fueron debatidos y cuestionados por los asistentes a la charla.

Finalmente, Roberto Merino invitó a los alumnos a realizar un guión para la serie, ofreciéndoles la oportunidad de poder comprobar en vivo y en directo cómo se realiza un rodaje televisivo. "Los ritmos de trabajo son elevados, pero me gustaría poder rodar un capítulo aquí, con vosotros". La oferta fue aceptada por todos los alumnos, que ya han comenzado a ponerse en contacto con los productores para poder enviarles sus propuestas.

4 comentarios:

petaqui dijo...

Cuanto te han pagado para hacer esa publi de la serie?? :P

Atenea_12 dijo...

No me pagan nada, más quisiera yo...

escoriagorgonita dijo...

Muy interesante. Me encanta la idea que han propuesto los productores. Aunque es un poco aprovecharse del talento de los estudiantes, pero si es legal puede que incluso el universitario acabe con un hueco en el mundillo.

Las series española sobreviven gracias al product placement y aunque alguien me comento una vez que el product placement no aporta beneficios a las marcas queda patente que no es así. De hecho, aporta muchos beneficios (al menos en el caso de España), ya que es una forma de anunciarse sin decir claramente que es publicidad y sin interrumpir el programa.

Espero que tu hayas participado, aunque sea por la nueva experiencia.

Saludos Gorgonitas.

El Peregrino dijo...

Niña, has vuelto y no me olvidas. ¡Qué alegría!
Saludos como siempre.